"Una empresa dictatorial y negada al diálogo"

Unión de Abonados: «Sevilla tiene lo que se merece»

0
937
Algunos de los representantes de asociaciones de aficionados que debatieron la grave situación generada en la Maestranza. (FOTO: Paco Diaz)
Algunos de los representantes de asociaciones de aficionados que debatieron la grave situación generada en la Maestranza. (FOTO: Paco Diaz)

La reunión convocada por la Unión de Abonados con el resto de asociaciones y peñas sevillanas no acabó en consenso sobre unos puntos básicos ante el grave conflicto de la Maestranza. Ante la decepción, la Unión de Abonados ha realizado una reflexión reiterándose en la necesidad de un cambio radical en la actitud de los empresarios Eduardo Canorea y Ramón Valencia.

Francisco Mateos.-

     En la tarde de ayer jueves, y convocados por la Unión Taurina de Abonados de Sevilla, se reunieron representantes de varias asociaciones de aficionados taurinos de Sevilla y su provincia. Se trataba de analizar el grave conflicto generado en la Maestranza, y que perjudicará finalmente a los aficionados de forma directa, ya que será la única plaza en la que no se podrá ver a las principales figuras del toreo. Algunas entidades cuyos representantes no podían asistir remitieron una serie de conclusiones sobre su punto de vista de la situación; otras tertulias decidieron agradecer la invitación pero desistieron de acudir al encuentro.

     Se trataba de consensuar unos criterios mínimos y básicos sobre los que los aficionados estuvieran de acuerdo, al margen de otras consideraciones ya más particulares. Ese escrito de puntos básicos y pretendidamente consensuados se remitiría a la empresa, a la Maestranza y al grupo de toreros, además de a los medios de comunicación para mostrar de una forma pública la opinión básica de los aficionados sevillanos sobre el grave problema. Sin embargo, la desunión y distanciamiento existente entre los estamentos taurinos también existe entre los propios aficionados, y tras largas horas de reunión, con argumentos muy interesantes por parte de varios participantes, no fue posible elaborar un manifiesto consensuado de aspectos básicos sobre el conflicto de la Maestranza.

     La Unión Taurina de Abonados de Sevilla, quien alentó de forma constructiva este encuentro entre las distintas peñas sevillanas, no oculta su decepción ante el resultado de no poder alcanzar un consenso y constatar la desunión y dispersión que también existe entre los aficionados sevillanos, a pesar de la gravedad del problema. De esta forma, la Unión de Abonados ha remitido a SEVILLA TAURINA la siguiente reflexión:

     «La Unión Taurina de Abonados y Aficionados de Sevilla, haciéndose eco del sentir de muchos aficionados, con la mejor intención, realizó en el día de ayer jueves un llamamiento a diversas asociaciones y tertulias taurinas sevillanas para debatir y tratar de llegar a conclusiones serias sobre el devenir claudicante de la Fiesta en Sevilla, agravado en las últimas fechas por la posición de las actuales figuras del toreo que manifiestan no torear en Sevilla hasta que desaparezca la actual empresa gestora de la plaza.

     No cabe la menor duda que la situación planteada es grave y preocupante desde la óptica del aficionado, el cual es consciente del daño que la empresa Pagés con su actitud altiva, prepotente, dictatorial y negada al diálogo, ejerce con respecto a empleados, abonados, público en general y toreros. A lo largo de estos últimos años esta conducta de la empresa se ha manifestado en muchas ocasiones y la gota que rebosa el vaso la aportan los toreros al lamentar en sus comunicados muchas de las reivindicaciones que unicamente la Unión Taurina de Abonados de Sevilla ha venido planteando desde hace varios años.

     Por la reunión mantenida y las conclusiones que se obtienen de la misma, resulta triste aseverar que la Unión Taurina de Abonados de Sevilla seguirá en solitario presentando ante la empresa Pagés y la opinión pública la única posición crítica y razonada respecto a su gestión. La Unión Taurina de Abonados no estará al lado nunca de tertulias o asociaciones taurinas que justifiquen con razonamientos tibios o de una u otra forma a la empresa Pagés en su gestión. Quienes prefieran seguir de escuderos de la empresa están en su perfecto derecho, pero luego que no se quejen, porque entonces tenemos lo que merecemos».


LOS COMUNICADOS DE LOS TOREROS

EL ESCÁNDALO PASO A PASO

Dejar respuesta

7 + 20 =