BANDERILLAS NEGRAS

Nubarrones sobre la Maestranza: la incompetencia de Pagés

0
932
La empresa de Sevilla vive su momento más crítico, con una importante pérdida de confianza en su capacidad de gestión.
La empresa de Sevilla vive su momento más crítico, con una importante pérdida de confianza en su capacidad de gestión.

«…Esta reducción demuestra que es hora de un cambio de rumbo, pues han llegado a su cima de incapacidad para llevar la Maestranza. Queda claro que esta empresa va a seguir el ejemplo de la casa Matilla en cosos como Jerez: pocos carteles, precios caros y a llenar las arcas con medio aforo. No hay que olvidar a los maestrantes. Este grupo es uno de los problemas del coso, pero esa es otra historia…»

Jaime López / Milinko.-

     El recorte de la Feria de Abril de Sevilla en cinco festejos, que adelanta ABC-Sevilla, es una muestra de la incapacidad y anquilosamiento de la clase taurina empresarial española. La empresa Pagés lleva años demostrando cómo hacer mal en una plaza que ha escrito historia viva de la Tauromaquia.

     Esta reducción muestra y demuestra que es hora de un cambio de rumbo, pues han llegado a su cima de incapacidad para llevar el coso andaluz. Sevilla es una ciudad que cuenta con 700.000 habitantes para una plaza que ronda los 11.000 espectadores y que, unida, a la provincia con más de 200.0000 habitantes, estos empresarios no son capaces de llenar. En vez de buscar soluciones para llenar el coso han optado por la vía fácil y dramática de la reducción. Dramática para el toreo, pues los más modestos van a quedar fuera de la Feria de Sevilla, inmenso escaparate que estos empresarios quieren cargarse.

     La reducción de festejos es una solución lógica en plazas donde se había inflado de manera artificial, pero nunca en uno de los cosos que son pilares de la Tauromaquia. A mí no me vale la excusa de que antes el ciclo era más corto y ceñido a la Feria, porque creo que con trabajo este coso podría dar los 18 actuales sin ningún tipo de problemas.

     La plaza del Baratillo ha visto cómo se reducía la afluencia a los tendidos, sobre todo de sol. No es por ser demagogo ni populista, pero la crisis no ha afectado por igual a los que habitan los tendidos de sombra que a muchos que van al sol. Es una plaza cara pero en vez de trabajar para solucionar el problema y acercar más gente a la plaza, se opta por seguir igual y por reducir.

     Queda claro que esta empresa va a seguir el ejemplo de la casa Matilla en cosos como Jerez: pocos carteles, precios caros y a llenar las arcas con medio aforo. Es incomprensible, o ya no tanto, cómo el ejemplo del ‘lleno’ con las novilladas sin caballos no vale, y no lo usan.

     No hay que olvidar a los maestrantes. Este grupo es uno de los problemas del coso, pero esa es otra historia. Si la empresa Pagés estuviera tan mal como insinúa, ¿no se habría ido hace tiempo? Es especialmente llamativo el hecho del ‘oscurantismo’ en la configuración de los carteles. Los empresarios utilizan la prepotencia por bandera y sólo hace falta ver cualquier declaración de cualquiera de sus miembros para confirmarlo.

     Es muy triste ver cómo optan por esta vía y no por tratar de revitalizar el coso. Ya han dilapidado el Corpus, cada vez más bajan el 12 de octubre, pero aquí no pasa nunca nada. En vez de poner autobuses en la provincia para que vayan los que quieran ir a la plaza (caso de Osasuna en Navarra con sus socios), bajar el precio de las entradas de sol, crear abonos para jóvenes, incentivar en la sociedad sevillana la Feria, hablar con los toreros para que acudan antes de Feria combinados con los más modestos, siguen con sus prácticas ya desfasadas que están haciendo mucho daño a la afición sevillana.

     Ya no vale lo de que ‘Sevilla se defiende sola’; eso no vale en ninguna plaza. Hay que pelear para que la gente acuda y en esto está el futuro. Si esto no se ve, oscuro futuro se cierne sobre la capital hispalense y sobre la Tauromaquia.


*Publicado en el blog taurino banderillasnegras.blogspot.com

NOTICIAS RELACIONADAS

Dejar respuesta

8 − siete =