La empresa, distanciándose de los abonados

Canorea replica a los abonados sevillanos: «¿Dónde está la degradación de la Fiesta?»

0
865
El empresario de la Real Maestranza de Sevilla, Eduardo Canorea. (FOTO: Javier Martínez))
El empresario de la Real Maestranza de Sevilla, Eduardo Canorea. (FOTO: Javier Martínez))

El empresario de la Real Maestranza, Eduardo Canorea, replicó en el CATA la intervención del presidente de la Unión de Abonados de Sevilla, Diego Martínez, sobre dónde estaba la degradación de la Fiesta que estaba denunciando. Curiosamente, el propio consejero de la Junta de Andalucía, Emilio de Llera, al leer las conclusiones del plan ‘Pentauro’, expuso varios aspectos de la degradación de la Fiesta.

Redacción.-

     La sesión del casi desaparecido Consejo de Asuntos Taurinos de Andalucía (CATA) celebrada recientemente en Sevilla, convocada por la Junta de Andalucía y contando con la asistencia de más de una treintena de representantes de todos los sectores, ha servido para escenificar una vez más el distanciamiento y la ruptura total de los empresarios de la Real Maestranza de Sevilla con los representates de los abonados de la plaza. Además del más que indicativo detalle protagonizado por Eduardo Canorea al cambiar su silla al percatarse de que estaba contigua a la del presidente de la Unión de Abonados de Sevilla (VER), hubo otro momento de tensión entre el empresario de la Maestranza y el representante legal de sus más fieles clientes.

     En su intervención, Diego Martínez (presidente de la Unión Taurina de Abonados de la Maestranza), indicó que «el espectáculo taurino cada vez atrae menos al aficionado por su degradación, y no todo se debe a la crisis económica generalizada». Casi de inmediato, el empresario de la plaza repele al representante de los abonados de su plaza preguntándole dónde está esa degradación de la Fiesta, en qué aspectos. El presidente de la Unión de Abonados responde de inmediato a Eduardo Canorea (que lleva más de diez años sin querer sentarse con los abonados a dialogar) que «la degradación está en el propio espectáculo en sí por la degeneración del toro, la ausencia de emoción y riesgo en la lidia, y la falta de pureza en la lidia e integridad en el toro. Estos factores aleja de las plazas a los aficionados».

     Curiosamente, tras este tenso momento de cruces de opiniones enfrentadas entre Eduardo Canorea y el representante de los abonados de la Maestranza, el propio consejero de Justicia e Interior de la Junta de Andalucía, Emilio de Llera, lee algunas de las conclusiones del Plan Pentauro (un plan del Gobierno central para promocionar y dinamizar la Fiesta a partir de conclusiones de mesas sectoriales), entre las que se encuentra precisamente «la posible falta de integridad y emoción que caracteriza en los últimos tiempos a algunos espectáculos, haciéndolos poco atractivos para los espectadores, por lo que hay que lograr que el producto cultural único e irrepetible que recibe el espectador resulte más atractivo. Revalorizar la conjunción emoción-riesgo». Es decir, justamente lo que había argumentado el representante de los abonados sevillanos y que había sido cuestionado por el empresario Eduardo Canorea.


NOTICIAS RELACIONADAS

Dejar respuesta

siete − tres =