REAL MAESTRANZA - Novillada de abono

Rafael Cerro suma nota para el doctorado

0
783

Rafael Cerro ha cortado una oreja tras realizar lo más destacado al mejor utrero de la descastada novillada de La Quinta. El extremeño se ha mostrado solvente y preparado para formar parte del escalafón de matadores. Tulio Salguero y Tomás Angulo han sido ovacionados en su respectivos lotes.

LA FICHA

NOVILLOS: Se han lidiado novillos de La Quinta, desiguales de presencia, flojos y de escasa casta. Destacaron primero y quinto.

NOVILLEROS: -Tulio Salguero, de azul y oro, ovación tras aviso y ovación.

Rafael Cerro, de blanco y plata, silencio y oreja.
Tomás Angulo, de tabaco y oro, ovación y ovación.
 

CUADRILLAS: Destacó Antonio Lavado picando al tercero.

 
INCIDENCIAS: Media plaza. Se guardó un emotivo minuto de silencio en memoria de Pepe Luis Vázquez.

 

CLICK PARA IR A LAS IMÁGENES
GALERÍA GRÁFICA
lopezmatito.com
VIDEO DE LA NOVILLADA

 

 

Rafael Cerro, con la oreja del quinto. (FOTO: lopezmatito.com)

 

CLICK PARA DEJAR SU OPINIÓN


Manuel Viera.-

     Una cascada de muletazos diestros resumió la brillantez de un trasteo sobrado de toreo. Faena a derecha, con un alto grado de calidad y excelencia, en la que primó la depurada técnica, el buen gusto en el trazo y el enorme valor. La solvencia de la ejecución y la seriedad y verdad de cada pase, dieron idea del rigor con el que Rafael Cerro abordó la lidia del noble y apagado quinto utrero de la tarde. Los detalles finales, exquisitos y sobrecogedores y muy cerca de los pitones, remataron la magnitud de una faena con firma de autor. Y es que el extremeño tiene ya nota suficiente para alcanzar el grado de matador. El oficio, el buen gusto y la verdad de su toreo así lo demuestran. Y aunque no se registró la explosión en una obra cuya sutileza remitió con la mano zurda, su toreo fue creciendo alrededor del valor, el temple y la ligazón, pilares básicos de sus exquisitas formas.

     Con una coherencia absoluta el extremeño mostró su concepto con el capote. Tres faroles de rodillas en el tercio y unas lentas verónicas desvelaron buen gusto y verdad. Después la facilidad rítmica de cada muletazo diestro se alió a un virtuosismo de ley. Versión impecable de natural, que aunque aislado por las condiciones negativas del animal, también estuvo pleno de chispa y vivacidad. La contundente estocada sirvió para convencer al presidente que, muy al final, le otorgó el premio de la oreja.

     Con el chico y feo segundo novillo de La Quinta sólo dejó muestras de su toreo en los bien trazados derechazos y algún que otro natural. Todo muy templado, muy despacio, muy ligado, pero sin emotividad. Se apagó el utrero y se esfumó un trasteo que quedó en detalles. A este lo mató mal.

     El primer novillo de La Quinta se movió sin humillar. Tulio Salguero, que lo recibió a portagayola, le realizó un toreo estimable, aunque de concepto algo enjuto y emotividad no muy generosa. Destacó el natural pese a resultar demasiado despegado y de trazo hacia fuera. Su toreo se quedó un poco en la superficie sin llegar a penetrar en lo bueno que oculta. Ni con este, de generosas embestidas por el pitón izquierdo, ni con el soso y rajado cuarto logró la comunicación con los tendidos, aunque aquí se mostró con buen gusto y mayor atractivo en sus formas. Terminó con el primero de estocada baja y descabello, y resultó también bajo, aunque de efecto fulminante, el espadazo al cuarto.

     Tomás Angulo teatraliza demasiado su toreo, y ahí se queda todo. Demasiado esteticismo y pocas verdades. Lo hecho careció de emoción, quizá por la flojedad y la sosería de las apagadas embestidas de su dos oponentes. Gustó con el capote en la salida del primero, un novillo que fue de largo y galopando al peto del caballo en la primera vara, para engañar después quedándose aplomado a mitad de faena. Angulo, le trazó anodinos pases a derecha e izquierda a una animal que embistió sin clase y a su aire. Parecida característica tuvo la faena al sexto, otro novillo flojo y soso al que le dio infinidad de muletazos con ambas manos, destacando una serie diestra hilvanada y mejor rematada. Algunos detalles pintureros y poco más. Acabó con el tercero de estocada y pinchó al sexto. 


GALERÍA GRÁFICA (lopezmatito.com)

Tulio Salguero.

Tulio Salguero.

Tulio Salguero.

Tulio Salguero.

Tulio Salguero.

Rafael Cerro.

Rafael Cerro.

Rafael Cerro.

Rafael Cerro.

Rafael Cerro.

Rafael Cerro.

Rafael Cerro.

Rafael Cerro.

Rafael Cerro.

Tomás Angulo.

Tomás Angulo.

Tomás Angulo.

Tomás Angulo.

Tomás Angulo.

Tomás Angulo.

Tomás Angulo.

 

Dejar respuesta

5 + 1 =