Se mantiene firme en su independencia

El Juli confirma que Canorea aún ni le ha llamado

0
682
El Juli, Puerta del Príncipe en 2011, a un paso de quedarse fuera de la Feria.
El Juli, Puerta del Príncipe en 2011, a un paso de quedarse fuera de la Feria.

Julián López ‘El Juli’ ha confirmado que la empresa de Sevilla aún no ha contactado con su apoderado para entablar conversaciones sobre su contratación para la Feria de Abril. El propio diestro reconoce que todo indica que, al igual que en Fallas, se quedará fuera de la Maestranza.

Redacción.-

     El diestro Julián López ‘El Juli’, en una entrevista a ABC, reconoce que el empresario Eduardo Canorea aún ni ha llamado a su apoderado -Roberto Domínguez- para su contratación para la Feria de Abril. El Juli, que junto a Manzanares ha sido el torero claramente triunfador de la pasada temporada, cortando cinco orejas y una Puerta del Príncipe, y siendo premiado por todos los jurados sevillanos, sigue perfilándose como la gran ausencia de la próxima Feria de Abril. Lo que llama la atención es que a estas alturas la empresa de Sevilla ni tan siquiera haya mantenido -según el torero madrileño- el más mínimo interés por mantener un contacto.

     Las declaraciones de El Juli no dejan margen a la duda. La compañera de ABC le pregunta sobre si se ve más dentro o fuera de la Feria de Sevilla, a lo que el torero responde rotundo: «Hasta que no me llamen no lo sabré. Pero lo de Valencia es un poco indicativo del camino que se puede seguir…»

     El Juli reflexiona sobre los verdaderos motivos de su ausencia de las Fallas -al igual que otras figuras con apoderados ‘independientes’- y que podría repetirse en la Feria de Sevilla. «Si no toreo en Fallas es porque, después de llegar a un acuerdo televisivo, no me han llamado. Es incongruente que en los carteles no se refleje lo que ocurre en los ruedos, caso de Perera. Se vendieron los derechos de diez toreros. El empresario es el que ha decidido no anunciar a todos; será porque le compense… Incluso alcanzando un acuerdo, algunos nos hemos quedado fuera. Se ha tomado ese camino como una medida de fuerza. Quedarse fuera de Valencia es muy negativo, tanto artística como económicamente. Me siento muy orgulloso de ser independiente y de pagar el precio que sea por ser dueño de mi carrera y no estar al servicio de nadie ni de ningún sistema. Tengo clarísimo que, aunque se tomen represalias con ciertos toreros por ser independientes, eso no me llevará a tomar decisiones incongruentes. Sigo mi carrera totalmente tranquilo y reivindicando libertad y respeto para los toreros actuales y los futuros».

     Sobre los derechos de televisión de las figuras, problema que está influyendo de forma directa en la confección de los carteles de la Feria de Abril, El Juli explica que «los toreros que se agrupan en el llamado G-10 no están en absoluto en contra de la televisión. Todo lo contrario: estamos muy agradecidos a las cadenas que han apostado por los toros, pero también consideramos fundamental la televisión en abierto y no un monopolio. No es lícito que se mercadee con la imagen del que se juega la vida. Los dueños de esa imagen deberíamos ser nosotros. Ahora somos marionetas, y queremos dejar de serlo. Nuestra medida no es abusiva. Lo que sucede es que en ese reparto antes se beneficiaba más la empresa que el torero, que es el que capta la atención».


NOTICIAS RELACIONADAS

Dejar respuesta

4 × 4 =