La Junta aparece como máxima responsable

La Junta de Andalucía abrirá una investigación sobre el escándalo de Cantillana

0
976
El delegado de la Junta de Andalucía en Sevilla, Juan Carlos Raffo.
El delegado de la Junta de Andalucía en Sevilla, Juan Carlos Raffo.

La Delegación de la Junta de Andalucía en Sevilla abrirá diligencias de investigación para intentar aclarar lo sucedido en el festival de Cantillana del pasado 11 de abril, y que finalmente no se pudo celebrar por la ausencia de delegado gubernativo a pesar de estar autorizado el espectáculo. La Subdelegación del gobierno central ha responsabilizado a la propia Junta de Andalucía de lo sucedido.

Francisco Mateos.-

     La Delegación de la Junta de Andalucía en Sevilla abrirá diligencias de investigación para conocer qué ocurrió en el festival de Cantillana, que no se pudo celebrar el pasado sábado 11 de abril por ausencia de delegado gubernativo. Estaban anunciados los toreros sevillanos El Cid, Salvador Cortés y Manuel Escribano, además del novillero sevillano Manolo Triana. El empresario Jorge Buebdía, que estaba a la hora del sorteo con todos los profesionales, presidente, veterinarios y sus documentos autorizados por la propia Junta de Andalucía, no pudo llevar a cabo el reconocimiento y sorteo de las reses por la ausencia del delegado gubernativo.

     Desde la Subdelegación del Gobierno central en Sevilla se ha responsabilizado precisamente a la propia Delegación de la Junta de Andalucía -cuyo máximo responsable es Juan Carlos Raffo- por haber comunicado fuera de plazo la celebración del festejo en Cantillana, lo que ha impedido tener margen de maniobra para designar un delegado gubernativo asistente al festejo.

     Las diligencias de investigación que abre ahora la Junta de Andalucía pedirá al que estima la Junta que era el delegado gubernativo que estaba designado en Cantillana un informe sobre lo sucedido, así como petición de información a otros intervinientes, como la presidenta del festejo (la alcaldesa de Cantillana), el empresario,… Sin embargo, es extraño que la propia Junta de Andalucía abra una investigación para depurar responsabilidades cuando todo indica que la principal responsabilidad recae precisamente en la propia Junta de Andalucía.


EL ESCÁNDALO DE CANTILLANA, PASO A PASO

Dejar respuesta

cinco × 3 =