Los horarios de las novilladas

0
1501

«…Dado que en febrero hemos pagado unas novilladas, lo lógico sería buscarles unas fechas y unos horarios que compaginaran los gustos y preferencias de la mayoría. Ir a los toros en Sevilla a mediados de junio a las siete y media de la tarde con 40 grados, cuando hemos huido hacía las playas, no es lógico. Hay que ser muy buen aficionado para quedarse en Sevilla para ir a una novillada, o volverse de la playa para verlas…»


FOTO: Matito.

Ignacio Sánchez Mejías.-

     Ya comentamos en otro artículo si las novilladas había que sacarlas del abono y que tuvieran uno propio, o si había que tomarlas como un impuesto para promocionar a los noveles, o si había que suprimirlas y otras variadas ideas, pero no hablamos de sus horarios, y ahora, que han acabado, vamos a hacerlo.

     Dado que en febrero hemos pagado unas novilladas, lo lógico sería buscarles unas fechas y unos horarios que compaginaran los gustos y preferencias de la mayoría. Ir a los toros en Sevilla a mediados de junio a las siete y media de la tarde con 40 grados, cuando hemos huido hacía las playas, no es lógico. Hay que ser muy buen aficionado para quedarse en Sevilla para ir a una novillada, o volverse de la playa para verlas, y como yo, desgraciadamente no lo soy, y me gustan las novilladas, preferiría otros horarios.

     Cuando he ido a ver alguna en estas fechas, sólo reconozco a dos o tres titulares de abono en el tendido. El resto del público es desconocido, invitados, extranjeros, acreedores, empleados o, simplemente, el sitio está vacío. Es más agradable ir a las novilladas de promoción sin caballos del mes de julio a las nueve de la noche, que a las siete y media en estos días que a las diez aún es de día.

     Puestos a dar ideas, se podrían cambiar a viernes, sábado y domingo de abril o mayo, después de Feria, que no hace calor y el público está en Sevilla, incluso antes de Feria, o pasarlas a finales de septiembre, después de San Miguel. Espero que cuaje alguna idea para evitarnos este suplicio africano de ir a los toros en Sevilla las tardes de junio.

*Ignacio Sánchez-Mejías es economista, auditor de cuentas, socio de RSM Gassó Auditores y profesor asociado de la Universidad de Sevilla / Publicado en el blog 'Desde el tendido 2' de ABC-Sevilla.

Comentarios disponibles:
Fecha: 2009-06-30 19:28:16 Autor: L.C.Martin
este domingo estabamos en el campo, en la piscina, agustisimo con mi novia, mi hermana y mi cuñado con los niños y a las seis le digo a mi cuñao: vamonos para los toros… y me dice mi cuñao sacando otra jarra de limonada granizada, la botella de ron y una bandeja de pastelitos… vete tú que yo me queo hoy aquí. Cuando volví de la novillada a las diéz y media aún me acordaba de los pasteles el ron y la granizada de limón

Dejar respuesta

11 + 8 =

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies