Caso 'CASTILLEJA CONNECTION'

El Colegio de Veterinarios admite que sus criterios y los de la delegada Carmen Tovar son «distintos»

0
657
Junta de Gobierno del Colegio de Veterinarios, con su presidente Ignacio Oroquieta al frente; tres miembros de la Junta son veterinarios de la Maestranza.
Junta de Gobierno del Colegio de Veterinarios, con su presidente Ignacio Oroquieta al frente; tres miembros de la Junta son veterinarios de la Maestranza.

El Colegio de Veterinarios de Sevilla se desmarca de los nombramientos de los veterinarios de Sevilla y deja la absoluta responsabilidad en la delegada Carmen Tovar. Aclara, además, que los criterios que aplica la delegada Tovar no se corresponden siempre con la baremación profesional que realiza el propio Colegio.

Francisco Mateos.-

     El Colegio de Veterinarios de Sevilla, tras su primera negativa a informar a SEVILLA TAURINA sobre la experiencia en la especialización de veterinaria taurina de un nuevo facultativo nombrado este año por la delegada de la Junta de Andalucía en Sevilla, Carmen Tovar, para ejercer en la Maestranza, comienza a admitir que «los criterios de selección para nombrar veterinarios por parte de la delegada pueden ser muy distintos a la baremación objetiva aplicada por ellos mismos». Sin duda, esta oportunísima aclaración del Colegio de Veterinarios de Sevilla viene a poner más claridad sobre la sombra que comienza a rodear este turbio asunto.

     Cada nueva temporada, el Colegio de Veterinarios de Sevilla recibe las solicitudes de aquellos veterinarios que desean ejercer en las tareas de reconocimiento de las plazas de Sevilla. Incluso se distingue entre los que quieren ejercer en plazas de la provincia, y los que desean ejercer en la Maestranza. Según ha confirmado el Colegio de Veterinarios de Sevilla a este portal, «en el presente año se han presentado aproximadamente unas cincuenta solicitudes de baremación para actuar como veterinarios en espectáculos taurinos en la provincia». De esas 50 candidaturas, 12 han sido elegidos por Carmen Tovar para ejercer en la Maestranza.

     El proceso que se sigue, según explica el propio Colegio de Veterinarios, es el siguiente. «Cada uno de esos 50 veterinarios ha obtenido una puntuación realizada por el propio Colegio en relación a los criterios objetivos establecidos por el Consejo Andaluz de Colegios Oficiales de Veterinarios». Estos ‘puntos’ oficiales que se conceden a cada veterinario se fundamenta en criterios objetivos de profesionalidad, experiencia, cursos realizados,… Una vez están todos los 50 veterinarios puntuados, se ordena de más alta puntuación a más baja puntuación. Ese listado baremado y ordenado se envía a la delegada de la Junta de Andalucía en Sevilla, Carmen Tovar.

     La delegada, no obstante, tiene potestad para elegir a quien quiera de los 50 veterinarios, pero es razonable y lógico pensar que tenga muy en cuenta un listado baremado y puntuado por los propios profesionales veterinarios del Colegio Oficial de Sevilla, que son los expertos para evaluar los conocimientos y experiencias de cada uno de los candidatos. Aquí es donde surge la polémica, ya que SEVILLA TAURINA intenta contrastar la información sobre si en el nombramiento de un nuevo y joven veterinario esta nueva temporada en la Maestranza han influido ‘otros’ factores ‘distintos’ a los de experiencia. Según han confirmado algunos veterinarios a SEVILLA TAURINA, la delegada habría nombrado a este nuevo veterinario a pesar de su muy escasa experiencia -parece ser que está ubicado en los puestos bajos de la baremación-, saltándose a un buen número de veterinarios con mucha mayor experiencia en el tema taurino, que no han sido nombrados, a pesar de su contrastada solvencia. Este hecho ha provocado profundo malestar en varios veterinarios taurinos sevillanos.

     El Colegio de Veterinarios, en este punto, se ha desmarcado radicalmente de la elección realizada por la delegada Carmen Tovar, y ha explicado a SEVILLA TAURINA que «cada uno de los 50 veterinarios han obtenido una puntuación en relación a los criterios objetivos establecidos por el Consejo Andaluz de Colegios Oficiales de Veterinarios, pero ello no significa, ni mucho menos, que tales criterios sean los mismos ni parecidos a los que se apliquen por la Delegación del Gobierno para efectuar los nombramientos, por lo que, como de hecho puede suceder, que quien para el Colegio de Veterinarios de Sevilla ocupa el puesto 4º, por ejemplo, para la Delegación ocupa el 15º de preferencia, o viceversa. Nos encontramos con una actuación reglada (Reglamento Taurino de Andalucía) pero que concede todas las facultades de resolución al titular de la Delegación del Gobieno, no a los Colegios provinciales; ni tan siquiera a las Consjerías de Agricultura y Pesca o Salud de la Junta de Andalucía, que igualmente presentan sus listados».

     Esta sorprendente aclaración del Colegio sevillano, desmarcándose del nombramiento de veterinarios que realiza la delegada Carmen Tovar, pone en tela de juicio si todos los facultativos que ejercen en la Maestranza son los mejores, que a todas luces serían aquellos que el propio Colegio especializado haya baremado con mayor puntuación. Es como si en unas oposiciones oficiales a médicos del SAS, una vez que salen los listados de notas por los profesores especialistas en las materias, el consejero de Salud -que no tiene por qué ser médico- pudiera nombrar ‘a dedo’ a los 100 nuevos médicos públicos, pudiendo elegir a los que han quedado en los puestos 545, 983 o 1.232, y dejar sin nombrar a varios de los puntuados entre los 100 primeros. 

     SEVILLA TAURINA ha solicitado en primera instancia al Colegio de Veterinarios ese listado baremado y ordenado, para conocer en qué lugar del ‘ranking’ aparece dicho nuevo y joven veterinario, y así confirmar que la delegada lo ha nombrado saltándose a un buen montón de profesionales mejor puntuados y baremados. El Colegio, no obstante, y a pesar de desmarcarse de la delegada Carmen Tovar en el nombramiento de veterinarios, no ha querido facilitar dicho listado baremado porque «la propuesta, no vinculante, que realiza este Colegio se incardina dentro de un procedimiento administrativo competencia de la Delegación del Gobierno. Quedando incluida nuestra propuesta en dicho procedimiento de nombramiento, deberá dirigir su solicitud al destinatario de la misma; esto es, la propia Delegación del Gobierno en Sevilla, no estando facultados para facilitar una documentación que nos es requerida legalmente por el organismo que instruye y resuelve el expediente».

     Este portal se ha personado en la Delegación de la Junta de Andalucía de Sevilla para poder tener acceso a dicho listado baremado con los 50 veterinarios solicitantes, y contrastar si alguno de los 12 veterinarios nombrados por la delegada Carmen Tovar está muy ‘descolgado’ del listado, en los últimos puestos. El Jefe del Servicio de Espectáculos Públicos, José Antonio Delegado, ha atendido a este portal muy amablemente, mostrando incluso el listado baremado de la pasada temporada 2009, pero no el de la temporada 2010 «porque en estos momentos no lo tengo aquí. Supongo que lo tendrán en la planta de arriba, ya que es un proceso de nombramiento que lleva la propia delegada de la Junta, Carmen Tovar».

     Tras ello, y teniendo en cuenta que la delegada Carmen Tovar se niega a recibir a este portal a pesar de las numerosas peticiones enviadas por mail y por escrito en Registro de la Delegación, SEVILLA TAURINA ha presentado por escrito ante Registro de la Delegación la petición para poder comprobar si alguno de los 12 nombramientos de veterinarios dista mucho de los 12 mejor puntuados por el Colegio de Veterinarios. Este portal ha podido conocer que dicho nuevo y joven veterinario puede tener -vía familiar- relación con un importante miembro de la empresa en la que trabaja un presidente de la plaza, muy cercano a la delegada Carmen Tovar. De hecho, y muy curiosamente, dicho veterinario nuevo ha quedado incluido en el equipo de ese presidente muy cercano a la delegada Carmen Tovar. Incluso la propia delegada Carmen Tovar, cuando fue alcaldesa de Castilleja, formó parte del Consejo de Administración de dicha empresa en la que trabaja un presidente muy cercano a ella y este familiar -alto directivo de la empresa- del nuevo veterinario que ha nombrado este año.


NOTICIAS RELACIONADAS

Dejar respuesta

dieciocho + 15 =