BALANCE de la jornada: gran actuación del sevillano Miguel Ángel Delgado en Madrid

0
950

El novillero de Écija ha logrado destacar sobre sus compañeros de terna en el festejo correspondiente a la Feria de San Isidro. A su primero le dejó muletazos llenos de gusto, toreando a cámara lenta en un trasteo en el que destacó la elegancia y el empaque. Con su segundo novillo también destacó la labor de Miguel Ángel Delgado, que está a las puertas de su alternativa en la Feria de Mayo de Córdoba.


Remate con el capote de Miguel Ángel Delgado hoy en Madrid.
FOTO: Iván de Andrés (burladero.com).

Redacción.-

     El balance de las actuaciones de toreros sevillanos que han realizado el paseíllo hoy, lunes 18 de mayo, ha sido el siguiente:  

NOVILLADAS

  • Madrid: Se han lidiado novillos de La Quinta, y Jaral de la Mira -el cuarto, como sbrero-. desiguales de presentación. Manejables en distintos grados, salvo el complicado quinto. Daniel Martín, palmas tras aviso y silencio. Mario Aguilar, silencio y silencio. Miguel Ángel Delgado, saludos tras dos avisos y silencio tras aviso. Mario Aguilar ha sido atendido de una "herida por asta de toro en pene, de tres centímetros de extensión. Puntazo en tercio superior, cara posterior, del muslo izquierdo. Pronóstico leve salvo complicaciones". Más de tres cuartos de plaza.

     Según la crónica de burladero.com sobre la actuación de Miguel Ángel Delgado esta tarde en Las Ventas, "el ecijano ha cuajado un novillo a cámara lenta. Entre la indiferencia de la mayor parte del público, el sevillano fue dibujando naturales como si de un carretón se tratase su enemigo. Más despacio es muy difícil torear un toro, y así, también. Ese tercero estaba predestinado a lidiarse en sexto lugar. Sólo que el titular, que había mostrado una gran clase en el capote y se había empleado en el caballo, fue devuelto por no se sabe bien qué prisas del palco. Ni se derrumbó ni dio motivos para ser devuelto pero Muñoz Infante, que tan buen criterio tuvo aguantando la corrida de Los Recitales, tuvo hoy la mano tonta. No sería el único devuelto. El cuarto, un ejemplar sin carnes ni cara, perdió la mano por un mal apoyo. ¿Inválido? Para nada. Pero de nuevo salió Florito a recoger una ovación. Los dos sobreros, de El Jaral de la Mira, dieron opciones. Más claras las del ensabanado cuarto, que humilló, repitió y se desplazó en la muleta con son y gusto. Y el sexto, playero y muy largo, que sufrió una lidia caótica, dos puyazos pésimos y, aun así, se dejó. Sin cierta clase, pero queriendo siempre".

Dejar respuesta

dieciocho + 8 =