En los últimos trece años, cuatro de rejones

El ocaso de otra fecha emblemática en Sevilla: el 12 de octubre (y II)

0
1112
Curro, Espartaco, Emilio Muñoz, Ponce, Cepeda, Joselito... nombres habituales del 12 de octubre; ¿eran otros tiempos o era otro forma de ser empresario?
Curro, Espartaco, Emilio Muñoz, Ponce, Cepeda, Joselito... nombres habituales del 12 de octubre; ¿eran otros tiempos o era otro forma de ser empresario?

Tras la desaparición de una de las fechas taurinas tradicionales, el día de la patrona, la Virgen de los Reyes, y la devaluación del Corpus a una simple novillada de abono, el 12 de octubre, Día de la Hispanidad, aparece como la tercera fecha emblemática que se tambalea y vive su peor momento de los últimos 40 años de la mano de los actuales gestores de la Maestranza y la permisividad cómplice de los maestrantes.

Francisco Mateos.-

     Los actuales gestores de la empresa Pagés, Eduardo Canorea y Ramón VAlencia, llevan ya un tiempo trazado suficiente para poder valorar sus aportaciones, o no, a una fecha tan emblemática como la del 12 de octubre, y que el recordado Diodoro Canorea supo mimar, cuidar y promocionar hasta mantenerla en su último año de gestión en lo más alto del interés taurino. De hecho, el último 12 de octubre organizado por Diodoro Canorea fue en el año 1999 (fallecería meses depués, a princpios de 2000), un cartel compuesto por Curro Romero, Emilio Muñoz y un emergente Rivera Ordóñez. Un gran cartel.

     ¿Cuál ha sido la aportación de sus sucesores a esta fecha? Baste contrastar ese último cartel de Diodoro con el primero organizado por Ramón Valencia y Eduardo Canorea, el 12 de octubre de 2000: de un cartel con Curro, Emilio Muñoz y Rivera, se pasa en sólo 12 meses a uno formado por Canales Rivera, Vicente Bejarano y Domingo Triana. Sin duda era toda una declaración de intenciones de que la fecha no iba a ser cuidada ni mimada del mismo modo.

Las figuras, el 12 de octubre en Sevilla de la mano de Diodoro Canorea

     Si ahondamos en el análisis comenzado en la primera parte de este reportaje sobre la evolución del 12 de octubre en los últimos 30 años y enfrentamos los nombres de los 17 últimos carteles organizados por Diodoro contra los 13 años que llevan organizados Eduardo Canorea y Ramón Valencia, nos aparece que el torero más veces contratado en la etapa de Diodoro para el 12 de octubre fue Curro Romero, contratado para esta fecha hasta en 8 temporadas. De los 8 años contratados a Curro por Diodoro, 6 fueron en los últimos 8 años. Diodoro cedía así al deseo de Sevilla de ver a Curro en la Maestranza el máximo de veces posibles, atraidos por el ‘rejuvenecimiento’ que vivió su toreo en la etapa final de su carrera. Y con el tirón de Curro en la Maestranza ese día, remataba los otros dos puestos con otros toreros de primera línea.

     Tras el maestro de Camas, Emilio Muñoz y Fernando Cepeda son los otros dos toreros que más veces contrató Diodoro para el 12 de octubre, en tres años cada uno; otros dos toreros sevillanos que entusiasmaban a los sevillanos por su toreo puro. Desde 1982, en dos años contrató Diodoro a otras figuras del toreo como Joselito o Rafael de Paula. Y en la larga lista de nombres estelares aparecen Manolo Vázquez en su colosal despedida junto a Antoñete, Tomás Campuzano, Aparicio, Ponce, Manili,…

     Y si Curro Romero (con ocho temporadas), y Emilio Muñoz y Cepeda (en tres años) fueron los toreros más veces contratados por Diodoro Canorea para el 12 de octubre, en los 13 años que llevan de gestión Eduardo Canorea y Ramón Valencia el más contratado no ha sido un torero, sino un rejoneador: Diego Ventura, en cuatro años. Y tras él, el segundo más contratado ha sido también otros dos rejoneadores: Leonardo Hernández y Andy Cartagena, en tres años. Salvador Cortés aparece como el primer diestro más contratado, en tres temporadas. Dos tardes han contratado a diestros como Dávila Miura, Nazaré, Vilches y El Cid. Salta a la vista que son nombres que nada tienen que ver con los que manejaba Diodoro Canorea.

De corrida de lujo, a corrida ‘de trámite’

     Un dato a tener en cuenta es que en los 13 carteles de la Hispanidad que llevan organizados los herederos hasta el que se celebrará hoy, en cuatro ocasiones han sido corridas de rejones. La corrida de rejones aparece como una salida o recurso ‘asequible’ para resolver el trámite de esta fecha, que atrae a un cierto sector pero que ni mucho menos colma las aspiraciones de la afición sevillana, que espera un cartel muy distinto para esta fecha que una corrida de rejones. De hecho, Diodoro Canorea jamás organizó una corrida de rejones un 12 de octubre dentro de los últimos 30 años que estamos analizando, sino que en alguna ocasión introducía algún rejoneador para abrir festejo, pero conservando la máxima calidad en los toreros a pie anunciados; baste como ejemplo el 12 de octubre de 1993, con los hermanos Luis y Antonio Domecq, junto a Curro Romero y Espartaco.

    Por último, para concluir con este análisis sobre el ocaso al que han sometido los actuales gestores de la Maestranza a la emblemática fecha del 12 de octubre, pasando de ser una fecha de máxima categoría en la época de Diodoro Canorea a una fecha de puro trámite con apenas un cuarto de plaza, hay que indicar que desde que Eduardo Canorea y Ramón Valencia son empresarios no se ha contratado ni a una sola figura del toreo para el 12 de octubre; ni una, dejando al margen el caso de Diego Ventura, al ser rejoneador. El único cartel que medio destaca de los 13 organizados es el de la temporada 2006, la despedida de Dávila Miura (que no llegó a ser considerado figura del toreo), acompañado de Manzanares y Perera. Con la perspectiva de hoy podría parecer un buen cartel, pero estamos hablando de hace seis años, cuando ni Perera ni Manzanares habían aún eclosionado en lo que ahora sí han logrado ser. Lo mismo es de aplicación a El Cid, que aparece contratado en las temporadas de 2002 y 2003, cuando El Cid aún no era El Cid que conocemos ahora, sin que aún hubiera roto en torero de la élite. En cambio, Diodoro contrató a auténticas figuras en completa explosión de sus carreras, como Curro, Espartaco, Cepeda, Emilio Muñoz, Joselito, Manili, Ponce, Jesulín,… o toreros que emergían con enorme fuerza, como Rivera Ordóñez, Pedrito, Litri y Rafi Camino, Aparicio,…

     Por tanto, además de reconvertir 4 de los 13 carteles en festejos de rejones, en esos 13 años no se ha contratado a ninguna figura del toreo para el 12 de octubre, y muy al contrario se ha recurrido a carteles de poco impacto en los aficionados que han provocado las pobres entradas, llegando a menos de un cuarto de plaza en la última temporada, haciendo tambalear peligrosamente la fecha del cierre de temporada de la Maestranza y convirtiéndola en una corrida de trámite sin mayor importancia en el conjunto de la temporada española, desposeída ya del lujo de décadas anteriores.

 

CARTELES DEL 12 DE OCTUBRE EN LOS ÚLTIMOS 30 AÑOS

Toreros más veces contratados por Diodoro Canorea para el 12 de octubre (de 1987 a 1999, en sus últimos 17 años):

  • En siete años: Curro Romero.
  • En tres años: Emilio Muñoz, Fernando Cepeda.

Diodoro Canorea nunca convirtió un 12 de octubre en una corrida de rejones; sólo en alguna ocasión puso un rejoneador por delante. 

Toreros más veces contratados por Eduardo Canorea y Ramón Valencia para el 12 de octubre (de 2000 a 2012, en 13 años):

  • En cuatro años: Diego Ventura.
  • En tres años: Leonardo Hernández, Andy Cartagena, Salvador Cortés.

Eduardo Canorea y Ramón Valencia han reconvertido en rejones 4 de los 13 años que llevan organizando el 12 de octubre.

Dejar respuesta

20 − cuatro =