En cambio, diálogo abierto con Canorea

La Junta de Andalucía, tres años sin oir a los abonados

0
958
El delegado de la Junta de Andalucía en Sevilla, Javier Fernández. (FOTO: Javier Martínez)
El delegado de la Junta de Andalucía en Sevilla, Javier Fernández. (FOTO: Javier Martínez)

La Junta de Andalucía parece empecinada en no oir a los abonados de Sevilla, en una postura coincidente con la que mantienen los empresarios Eduardo Canorea y Ramón Valencia. Desde que el nuevo delegado de la Junta, Javier Fernández, asumiera las competencias taurinas, se ha reunido a petición propia con algunos colectivos, como los empresarios de la Maestranza, pero no lo ha hecho con los abonados.

Francisco Mateos.-

     Se cumple justo un mes desde que la Unión Taurina de Abonados de Sevilla, en el escrito de petición de todas las actas de reconocimientos de la Feria de Abril, sugiriera al delegado de la Junta de Andalucía que por su parte siempre están dispuestos «a un diálogo abierto con el resto de asociaciones y peñas taurinas de la provincia sevillana y la autoridad responsable de toros». Un mes después el delegado de la Junta de Andalucía en Sevilla, Javier Fernández, sigue sin reunirse con los abonados. Curiosamente, el delegado sí se ha reunido (a petición suya) con los empresarios de Sevilla, con la intención de «conocerles y mantener una primera toma de contacto», según afirmó el propio delegado a SEVILLA TAURINA. A pregunta de este portal también aclaró que esa reunión fue «a propuesta mía»; en cambio no considera oportuno ni necesario reunirse, en correspondencia, con los abonados. Es decir, que pese a que el Reglamento Taurino Andaluz marca precisamente a la Junta de Andalucía como garante en la defensa de los legítimos intereses de los aficionados y abonados, el delegado de la Junta parece mucho más interesado en conocer a los empresarios de la Maestranza -plazaa la que entra gratis- que lo que le tengan que comentar los abonados sevillanos, figura que queda recogida con ciertas preferencias en el propio Reglamento Taurino de Andalucía.

     Hay que recordar que la anterior delegada, Carmen Tovar, mantuvo una muy tensa relación con los abonados sevillanos, con los que sólo se reunió una vez en casi cuatro años. Los abonados pidieron en reiteradas ocasiones su cese «por incompetente» e «ignorante taurina», y denunciaron algunas de sus actuaciones ante el Defensor del Pueblo Andaluz. Ahora, con la llegada del nuevo delegado de la Junta, Javier Fernández, hace un año, las cosas no parecen que hayan cambiado mucho en cuanto a un fluido diálogo; el delegado se ha reunido por iniciativa propia con diversos colectivos taurinos de la provincia en materia taurina, entre ellos con los empresarios de la Maestranza, a los que le pidió esa reunión; en cambio, en ningún momento ha creído conveniente hasta ahora reunirse con la Unión Taurina de Abonados de Sevilla, que representa a parte de los aficionados, que son los que sufragan con sus entradas el espectáculo taurino. Como se sabe, los empresarios de Sevilla también llevan diez años sin reunirse con la Unión Taurina de Abonados, en una relación muy tensa y opuesta.

     A pesar de todo, la Unión Taurina de Abonados de Sevilla, en un nuevo escrito presentado hace escasos días ante el delegado de la Junta de Andalucía, Javier Fernández, con motivo de la propuesta de sanvción a un aficionado por intentar recuperar el precio de la entrada de un compañero que no podía asistir por una supuesta y desproporcionada acusación de ‘reveta ilegal’ (VER), ha vuelto a reiterarle su disposición al diálogo: «Esta cuestión y otras de diversa índole son las que los aficionados estariamos encantados de exponer al delegado de la Junta de Andalucía en Sevilla en reunión directa, al que en fecha 23 de abril se solicitó esablecer cauces de diálogo, sin que a día de hoy se haya recibido por su parte respuesta alguna».

Dejar respuesta

siete − 4 =