UTRERA - 3ª de la Feria de Consolación

Detalles que atisban esperanza

0
763

Miguel Falcón ha salido a hombros tras cortar dos orejas en el último festejo de la Feria de Utrera, en el que destacó también Fernando González con un toreo al natural que llegó con inmediatez a los tendidos. El resto de aspirantes se repartió una oreja por coleta.

LA FICHA

 
ASTADOS: Se han lidiado seis novillos de El Parralejo, de notable presentación y de desigual juego. Destacaron segundo, tercero y quinto.

ACTUANTES: –Moisés Escobar (rejoneador), una oreja.
Manuel Rodríguez, de salmón y oro, una oreja.
Miguel Falcón, de blanco y oro, dos orejas.
Israel Dianez, de caldera y oro, una oreja tras aviso.
Fernando González, de blanco y oro, una oreja tras aviso.
Daniel Araujo, de celeste y oro, una oreja.
 

CUADRILLAS: Saludó en banderillas José Antonio García ‘El Pulgui’.

 
INCIDENCIAS: Un tercio de plaza. 

 
GALERÍA GRÁFICA

 Miguel Falcón, el más destacado de la novillada, en su salida a hombros. (FOTO: Matito)

 

 Manuel Viera.-

     Con enormes ganas e impacientes esperaban liarse el capotillo e iniciar desde la raya de picar el lento camino hacia su primer triunfo en la nueva plaza de su pueblo. Ese triunfo soñado en las largas noches de duermevela desde que supieron que un día de Feria de Consolación se enfundarían su primer vestido de torear. Allí estaban, ocultando miedos y rebosantes de ilusión, a la espera de que les llegase la hora para demostrar sentimientos en las formas y el pellizco hondo de un toreo más soñado que real. Se hizo el silencio, tocaron clarines y salió el toro (eral) a la plaza. Llegó la oportunidad para los que vivieron sin vivir la espera.

     Fernando González se llama, y es de aquí. Fino y cimbreante como un junco. Enfundado en un vestido rosa y oro con historia, fue de Luis, de Luis Vilches, con él puesto paseó una oreja en Las Ventas de Madrid el diestro de Utrera. Fernandito se lo adquirió al torero tras juntar algunos euros con la venta de papeletas. Y éste, igual que aquel, lleva el toreo metido en la cabeza. Templó su capotillo y pulseó con gusto su muleta, y tras la intermitencia lógica del que empieza apareció la ‘chispa’ de un toreo de izquierda lento e hilvanado. Fueron detalles, sólo detalles que atisban esperanza. El acero, es normal, se le atravesó.

     Serio, con porte de torero antiguo, y una personalidad en sus formas muy acusada, Miguel Falcón, se sintió al natural. Su obsesión es la ligazón, dejar la muleta muy cerca de la cara del animal. Adelantar la tela se dice. Unos ayudados por alto tuvieron sabor, y un cambio de mano el regusto de lo bueno. La espada –lógico- entró mal. Con él va José Antonio García ‘El Pulgui’, amigo de confianza y torero. Torero de plata que se gustó y gustó con dos excepcionales pares de banderillas.

     Israel Dianez tiene valor, lo demostró sin tapujos con el más complicado de la bien presentada novillada de El Parralejo. El utrerano no se amilanó con las descompuestas embestidas del eral. No dio un solo paso atrás, y tras feo revolcón le recetó la mejor estocada de de la tarde.

     Estilo, maneras y saber estar en el ruedo. Daniel Araujo, el menos placeado de los cuatro utreranos, le costó hacerse con las embestidas de un novillo soso y distraído. Ya en el epílogo de faena dejó constancia con la derecha de unas formas clásicas y de cuidada estética. Con la espada… toca aprender.

     Manuel Rodríguez está más hecho que los demás. Se le notó tras abrirse de capa. Su naturalidad y despaciosidad delante de la cara del novillo quedaron patentes. El joven aspirante de Los Palacios le pudo a un animal suelto y rajado, y hasta consiguió ligar algún que otro buen muletazo diestro. Con la izquierda logró naturales ligados y de buen trazo. Unos circulares finales le pusieron la guinda a una faena que no supo rematar con la espada.

     Abrió plaza el joven rejoneador de Cártama Moisés Escobar. El malagueño, con sólo un par actuaciones en plazas portátiles, acusó las dimensiones de ruedo y no acertó en las distancias. No obstante, mostró ganas e ilusión con un novillo muy parado que, quizá, acusó también los dos rejones de castigo que le propinó Escobar.

 


GALERÍA GRÁFICA

Moisés Escobar. (FOTO: Matito)

Manuel Rodríguez. (FOTO: Matito)

Miguel Falcón. (FOTO: Matito)

Israel Dianez. (FOTO: Matito)

Fernando González. (FOTO; Matito)

Daniel Araujo. (FOTO: Matito)

Moisés Escobar. (FOTO: Matito)

Moisés Escobar. (FOTO: Matito)

Moisés Escobar. (FOTO: Matito)

José Antonio 'El Pulgui'. (FOTO: Matito)

José Antonio 'El Pulgui'. (FOTO: Matito)

Manuel Rodríguez. (FOTO: Matito)

Manuel Rodríguez. (FOTO: Matito)

Manuel Rodríguez. (FOTO: Matito)

Miguel Falcón. (FOTO: Matito)

'El Pulgui'. (FOTO: Matito)

Miguel Falcón. (FOTO: Matito)

Miguel Falcón. (FOTO: Matito)

Miguel Falcón. (FOTO: Matito)

Israel Dianez (FOTO: Matito)

Israel Dianez (FOTO: Matito)

Israel Dianez (FOTO: Matito)

Israel Dianez (FOTO: Matito)

Fernando González. (FOTO: Matito)

Fernando González. (FOTO: Matito)

Fernando González. (FOTO: Matito)

Fernando González. (FOTO: Matito)

Fernando González. (FOTO: Matito)

Daniel Araujo. (FOTO: Matito)

Daniel Araujo. (FOTO: Matito)

Daniel Araujo. (FOTO: Matito)

Daniel Araujo. (FOTO: Matito)

Daniel Araujo. (FOTO: Matito)

 

 

Dejar respuesta

catorce − 6 =