A los 72 años

Fallece Juan Murillo, presidente en la Maestranza

0
1075
En el centro, Juan Murillo en el palco de presidencia de la Real Maestranza.

El que durante casi 20 años fuera presidente en la plaza de Sevilla, Juan Murillo, ha fallecido como punto final de una grave enfermedad, a los 72 años. Fue uno de los presidentes preferido de los aficionados. Dimitió por diferencias con la Junta. Mañana viernes, a las diez, responso en el tanatorio de San Jerónimo.

Francisco Mateos.-

     El aficionado sevillano Juan Murillo, que ejerció durante más de 30 años continuado labores en los equipos gubernativos de la Maestranza, incluyendo casi 20 años de presidente, ha fallecido en la capital sevillana después de una grave enfermedad contra la que estaba luchando. En los dos últimos meses había empeorado notablemente. Hace dos semanas había ingresado en un hospital sevillano, apenas podía ingerir alimentos y se ha desencadenado demasiado rápido el fallecimiento anoche, miércoles, a las 23:00 horas, en el hospital.

     Juan Murillo había pertenecido al Cuerpo Nacional de Policía, donde ejerció cargos destacados en la Jefatura Provincial sevillana. Estaba casado con María José, era padre de tres hijos (dos hijas y un varón, que también es Policía Nacional), y tenía seis nietos (dos de cada hijo).

     Ejerció como delegado del presidente José Luis León. Cuando éste fue destituido en febrero de 1992, Juan Murillo pasó a presidente. Fue un destacado presidente, que antepuso en varias ocasiones la defensa de los aficionados antes que las presiones de empresa, ganadero o toreros. Le distinguió su capacidad de diálogo, sin autoritarismo, en busca siempre del consenso y con paciencia y aplomo para el cargo, además de su afición. Ofreció ayudas e ideas al Reglamento Taurino de Andalucía. Sin embargo, tenía las ideas muy claras y cuando algo no estaba dentro de lo que él consideraba correcto y razonado, no tenía miedo a decir lo que pensaba y por qué lo pensaba. Así ocurrió con su salida del palco como presidente, de mala forma, tras la llegada de la polémica delegada de la Junta de Andalucía Carmen Tovar (PSOE). Al no aceptar ciertas decisiones de la responsable política no dudó en presentar su dimisión, ya que no le tenía apego al cargo a costa de lo que fuera. Tovar declaró que “siempre tendrá las puertas abiertas” (VER), pero aquello fue “la gota que colmó el vaso, cansado de tirar del carro sólo; me voy porque estoy harto” (VER), según comentó a este portal, y ya nunca regreso a un palco. Fue un presidente preferido y muy respetado por los aficionados sevillanos. Plasmó sus experiencias como presidente en un libro: “De botijero a presidente”.

     La última corrida que presidió en la Real Maestranza fue la última de la Feria de Abril de 2009, la corrida de Miura, el 3 de mayo. Al día siguiente presentaba ante la Junta de Andalucía la comentada dimisión. A final de ese año 2009, en un acto de final de temporada con los equipos, la delegada Carmen Tovar le invitó a asistir y recoger una placa en recuerdo de sus años como presidente; no aceptó por coherencia ante las diferencias con la política socialista y la declinó (VER). Sí aceptó, en cambio, un homenaje espontáneo de aficionados sevillanos (VER). En mayo de este mismo año ofrecía en SEVILLA TAURINA sus últimas reflexiones en un medio de comunicación, tras la polémica por las actas falsas de desembarque de la Feria de Abril (VER), demostrando una vez su independencia.

     El cuerpo de Juan Murillo se encuentra en el tanatorio de San Jerónimo en Sevilla. Mañana viernes 1, a las 10 de la mañana, se oficiará un oficio religioso en el mismo tanatorio.


NOTICIAS RELACIONADAS

Dejar respuesta

2 × cuatro =