RESPUESTA DE SEVILLA TAURINA

La Junta acusa a SEVILLA TAURINA de mantener un «conflicto» con Canorea

0
1380
La polémica delegada de la Junta, Carmen Tovar, y el consejero de Gobernación, Francisco Menacho, en el polémico burladero de la Junta de Andalucía en la Maestranza.
La polémica delegada de la Junta, Carmen Tovar, y el consejero de Gobernación, Francisco Menacho, en el polémico burladero de la Junta de Andalucía en la Maestranza.

La Delegación de la Junta de Andalucía en Sevilla ha remitido a SEVILLA TAURINA una notificación fuera de lugar y contenido, donde intenta desviar el problema del burladero de fotógrafos a la empresa Pagés, cuando es la propia Junta de Adalucía la responsable de la totalidad del callejón.

Francisco Mateos.-

     La Junta de Andalucía, a través del secretario general de la Delegación de la Junta en Sevilla –de la que es máxima responsable en funciones la polémica y discutida Carmen Tovar-, ha remitido a SEVILLA TAURINA una notificación de Correos que, además de llegar a destiempo y desfasada –se refiere a escritos de denuncia de hace casi un año-, es errónea en sus contenidos. La Junta de Andalucía, en esta notificación, acusa a SEVILLA TAURINA de mantener «un conflicto de intereses» con la empresa Pagés. Además, según errónea conclusión que entresaca la Junta de Andalucía, indica que «de la lectura de su escrito se deduce el interés por su parte de que por esta Delegación del Gobierno de la Junta se establezca una fórmula de arbitraje entre el conflicto de intereses mercantiles privados existente entre su empresa y una empresa gestora de espectáculos», agregando que «la problemática existente entre usted y los empresarios afectados no es resoluble por esta Administración Pública, ni existe amparo jurídico para recurrir a una solución de arbitraje o mediación en este caso».

ACLARACIÓN DE SEVILLA TAURINA

  1. SEVILLA TAURINA no conoce al secretario general de la Delegación de la Junta de Andalucía en Sevilla, Manuel Adame Barrios, que jamás se ha interesado por conocer argumentos ni preguntarnos de primera mano cuál puede ser el problema. Por lo tanto, es evidente que lo primero que debería haber hecho el señor Manuel Adame Barrios es informarse de forma directa para extraer conclusiones, y no una serie de acusaciones erróneas que no se ajustan a la realidad.
  2. Entendemos y hasta comprendemos que el señor Manuel Adame Barrios, como funcionario de la Delegación de la Junta de Andalucía, tiene un deber de guardar fidelidad respecto a su delegada, Carmen Tovar. Sin embargo, ello no le debe obligar a ejercer de pantalla o paragolpes de una delegada que, tras los abusos demostrados en los últimos tres años en SEVILLA TAURINA, jamás se ha atrevido a mantener una reunión con este portal –solicitado en varias ocasiones-, procediendo además a anular cualquier rueda de prensa taurina habituales en estos años para evitar preguntas públicas ‘incómodas’ de este portal.
  3. Es completamente falso que SEVILLA TAURINA mantenga un «conflicto» con la empresa Pagés. Tanto SEVILLA TAURINA como la empresa Pagés tienen una libertad de acción dentro de sus respectivos ámbitos profesionales, y la ejercen en función a su ética profesional. Si el señor Adame Barrios se refiere al veto que desde hace cuatro temporadas sufre SEVILLA TAURINA, a la que la empresa Pagés le ha retirado su credencial de acceso al tendido, es una consecuencia lamentable y reprobable por parte de los empresarios sevillanos, por cuanto supone una medida represora impropia de una sociedad libre del siglo XXI, pero completamente legal. SEVILLA TAURINA la asume con total normalidad y como una consecuencia posible dentro del ejercicio libre e independiente del ejercicio de la información taurina en Sevilla. Este pretendido veto de los empresarios de la Maestranza queda subsanado comprando la entrada para seguir accediendo a la plaza sin mayores problemas, como venimos realizando estas temporadas, manteniendo de forma intacta nuestro compromiso con los lectores de libertad e independencia.
  4. El conflicto, lejos de lo que afirma la Junta de Andalucía, no es con la empresa de la Maestranza, sino con la propia Junta de Andalucía. SEVILLA TAURINA, entre otros varios argumentos, entiende que la Administración andaluza ha protagonizado una lamentable dejación de funciones a favor de los empresarios sevillanos, variando su criterio y permitiendo que sean los empresarios los que decidan qué fotógrafos son acreditados en el callejón, cuya máxima y exclusiva responsabilidad es de la Junta de Andalucía. Así lo hemos denunciado al Defensor del Pueblo Andaluz, que ha venido a resolver, mediante una contundente Resolución, a favor de SEVILLA TAURINA y en contra de la Junta de Andalucía.
  5. No sólo con lo anterior, la Junta de Andalucía permite que el empresario de la Maestranza deje sin accesos a fotógrafos profesionales –entre ellos a SEVILLA TAURINA– al callejón el resto de la temporada, mientras el burladero de gráficos sólo está ocupado en una mínima parte.
  6. Y por último, señor Manuel Adame Barrios, SEVILLA TAURINA le ha solicitado a su Delegación en varias ocasiones que nos identifique y confirme si en las fotografías que les hemos suministrado del burladero oficial de la Junta de Andalucía estos años aparecen personas allegadas al círculo familiar y personal de su delegada de la Junta, Carmen Tovar, tal y como hemos denunciado, o incluso al círculo personal o profesional particular de algún miembro de su gabinete, sin que hasta ahora ni usted ni nadie de la Delegación se haya atrevido a reconocer que amigos y familiares de su delegada Carmen Tovar están usando el burladero institucional de la Junta de Andalucía para ir gratis a los toros, mientras el resto de andaluces tienen que pagar una entrada –nada barata, por cierto- sólo porque no han tenido ‘la suerte’ de ser amigos de su delegada.

     Por todo ello, SEVILLA TAURINA insta al secretario general de la Delegación de la Junta de Andalucía en Sevilla a que antes de intentar desviar el verdadero problema (Junta de Andalucía) con elucubraciones e interpretaciones erróneas derivadas de su evidente falta de interés real por conocer el problema, dedique sus esfuerzos a llamar al orden a su delegada Carmen Tovar por el abuso del burladero de la Junta, recomiéndele que retome la necesidad de al menos ofrecer una mínima rueda de prensa al año, e ínstele a que cumpla con su obligación de velar por la pluralidad e independencia informativa que exige el Estatuto de Andalucía y no permita que en el callejón mande el empresario y no ella, hasta tal punto de dejar el burladero de gráficos medio vacío mientras impide el acceso al mismo a SEVILLA TAURINA.

Dejar respuesta

7 + 7 =