La infección de la cornada de Eliseo Gallardo, más grave de lo esperado

0
763

El cirujano sevillano Domingo Jiménez ha tenido que abrir el muslo izquierdo del torero casi al completo para extraer un derrame que se había enquistado. La grave infección se había convertido en una verdadera bola calcificada. Ha tenido que dejar la herida abierta y deberá pasar dolorosas curas a diario hasta lograr que cicatrice sin puntos de sutura.



Eliseo Gallardo, recién llegado a su domicilio
sevillano de La Alameda tras ser operado.
FOTO: Javier Martínez.

Francisco Mateos.-

     El novillero Eliseo Gallardo ha pasado por quirófano esta mañana en la Clínica de la Cruz Roja de Sevilla. El joven novillero sevillano ha sido operado por el cirujano Domingo Jiménez de una infección en el muslo izquierdo, zona en la que fue corneado el 11 de septiembre durante la celebración de un festejo en la plaza granadina de Jerez del Marquesado. El doctor se ha encontrado con una infección bastante más grave de lo que se preveía en principio.

     Eliseo Gallardo lleva pasado un auténtico calvario con esta cornada. De hecho, desde el 11 de septiembre no ha vuelto a torear ni en el campo; dos meses exactamente, y la recuperación de la intervención de hoy será lenta. Tras sufrir la cornada en la plaza de Jerez del Marquesado, el sevillano fue operado en la misma plaza y trasladado al hospital de Guadix. Eliseo perdió durante el mes de septiembre (el de mayor actividad para los novilleros) cinco festejos. A principio de octubre se produce un empeoramiento de la evolución de la cornada y de nuevo es intervenido de una infección que le producía dolores e inflamación.

     Según el propio torero en declaraciones a sevillataurina.es, "no abrieron la cornada del todo,


El joven novillero sevillano ha sido intervenido por tercera vez
de la cornada sufrida hace dos meses en el muslo izquierdo.
FOTO: Javier Martínez.

sino que se limitaron a descubrir la herida de forma superficial y limpiaron un poco, pero parece que el foco de la infección estaba más profundo". Así fue, porque a las semanas de esa segunda operación de la cornada volvió a sufrir fuertes dolores en el muslo izquierdo y un "gran bulto, como una pelota de tenis que salía hacia fuera", comenta el torero. Bajo un fuerte tratamiento de antobióticos y antinflamatorios, el torero comenzó una cierta mejoría, pero que finalmente no erradicaba el problema.

     Eliseo, preocupado por la negativa evolución de la cornada, que en principio no revestía especial gravedad, decidió acabar de una vez por todas con las dudas y se puso en manos del cirujano taurino sevillano Domingo Jiménez. Tras varias pruebas previas, esta mañana ha sido operado y el médico ha apreciado una infección bastante más grave de la que estaba prevista. "Según me ha comentado Domingo tras operarme, tenía un fuerte derrame infectado que se había calcificado y enquistado. Me ha dicho que menos mal que se ha llegado a tiempo, porque de pasar más días en esas condiciones me podría haber afectado muy gravemente a la musculatura de la pierna izquierda".

     El cirujano ha tenido que abrir ampliamente el muslo izquierdo del torero para realizar una limpieza amplia


El torero atiende la llamada de amigos y compañeros
que se interesan por su estado y le transmiten ánimos.
FOTO: Javier Martínez.

y profunda de la infección. Por la magnitud de la herida y su profundidad, Domingo Jiménez no ha puesto drenajes ni ha suturado la herida, sino que ésta se encuentra completamente abierta, rellena de gasas con desinfectante, "ya que ahora deberá ir cicatrizando la herida desde dentro hacia fuera, sin puntos de sutura, lo que significa que será más largo y doloroso; tendré que someterme a limpiezas y curas diarias para ir retirando las gasas y reponiéndolas por las nuevas en el interior de la herida", comenta resignado Eliseo.

     El torero permaneció varias horas en el post-operatorio de la intervención en el centro hospitalario, pero al encontrarse bien el médico le permitió marcharse a su casa de La Alameda, en la capital sevillana. A partir de ahora y durante al menos ocho o díez días, deberá acudir a diario a la consulta de Domingo Jiménez para las curas diarias de la herida.

NOTICIAS RELACIONADAS:

Dejar respuesta

5 × 5 =